Saltar al contenido →

Un año inolvidable

Se acerca el final de un año que no olvidarás nunca. Es habitual que, a lo largo de nuestra vida, recordemos unas fechas más que otras. Cumpleaños de gente querida, el día en que conocimos a nuestra persona especial, el día del primer beso, el día en que nacieron nuestros hijos. También nos acordamos del fatídico día que puso punto y final a una vida que nos importaba. La vida es un cúmulo de fechas cargadas de significado.

Lo que está claro es que el 2020 no se te borrará jamás de la retina. Quizá porque no se trata de una fecha concreta que sucede en un calendario de doce meses. No. Se trata de que llevas más de 300 días conviviendo con una pandemia que ha sumergido al planeta entero en la enfermedad, el dolor, el miedo y la incertidumbre. Toda la Tierra está pendiente del maldito Covid-19. Esto es algo inaudito. Lo nunca visto. Aunque desees borrarlo de tu mente, dejarlo atrás, nunca lo olvidarás. ¡Es imposible!

Quizá el aprendizaje más importante de este año ha sido que cosechamos lo que sembramos. Si nos dedicamos a destruir el Planeta, éste enferma y padecemos las consecuencias. No es casual que, durante este año, se hayan producido infinidad de desastres naturales de una magnitud y virulencia hasta ahora desconocidos: incendios, huracanes, ciclones, tifones, diluvios, inundaciones, erupciones de volcanes, desprendimientos de tierra, terremotos, fallecimientos repentinos de centenares de animales no humanos, etcétera. Puedes hacer memoria aquí, ¡se te pondrán los pelos de punta!

No obstante, no es un año para tirar a la basura. ¡En absoluto! Aunque te cueste detectarlas, ha habido unas cuantas buenas noticias. Algunas parecían retos muy difíciles de alcanzar, como la entrada en vigor del Tratado sobre la Prohibición de las Armas Nucleares, que ha puesto lo imposible en entredicho. Pero hay muchas más. Échale un vistazo a esta lista de buenas noticias, ¡sonreirás!

Además y aunque te cueste creerlo, el 2020 ha sido un gran maestro. Nos deja con enseñanzas que dejan huella. Analízalas. Recuérdalas durante el 2021. Es importante que no olvides lo aprendido. ¡Jamás!

  • Respeta y cuida de la naturaleza. Es tu hogar. El de tus seres queridos. El de millones de seres vivos animales y vegetales que estaban aquí antes que tú. Algunos, miles de años antes de que el ser humano apareciera en escena.
  • No dejes de contemplar el mundo en el que vives. El confinamiento te robó la primavera 2020. Te la perdiste. No permitas que tus preocupaciones te priven del resto de estaciones de tu vida. Cada instante importa. ¡Mucho!
  • Si tu realidad no te gusta, haz lo posible por cambiarla. Incorpora algunas variaciones en tu día a día. Aunque te parezcan insignificantes, no lo son. Iniciarán una pequeña revolución en tu mundo, en tu estado de ánimo. Tú eres la persona arquitecta de tu vida, ¡no lo olvides!
  • Vive el momento presente. El aquí y el ahora. Es imprescindible que intentes disfrutar de cada instante porque no sabes cuál va a ser el último. Esto no significa que puedas hacer lo que te de la gana sin importarte los demás, sino que te escuches e intentes ser feliz desde el respeto.
  • Cuida de tu gente. Obsérvala, detecta expresiones de tristeza, de dolor, de miedo. Si la distancia física no te permite verla, llámale. Escríbele. Hazle saber que te importa. Aporta tu granito de arena para sumar en su felicidad.
  • Recuerda que la humanidad es una gran masa interconectada. Las decisiones que tomes afectarán a muchas personas. Conocidas y desconocidas. De ti depende emplear ese poder para hacer el bien o remar hacia el mal. Sino, que se lo digan al anciano inglés que quería recaudar 1.000 libras inglesas para la sanidad pública de su país, ¡y recaudó 33 millones!

No hay ninguna duda, el 2020 ha sido un año muy instructivo. Su ocaso es inminente y ante ti se muestra la certeza de que, tarde o temprano, llegarán tiempos mejores. ¡No lo dudes!

Hoy, mañana y siempre, ¡cuida, mima y ama!

 

«Recuerda aprender del dolor, porque si no lo haces tu sufrimiento habrá sido en vano». Eduardo Alighieri

Print Friendly, PDF & Email

Publicado en Compromiso Historia real Naturaleza

Un comentario

  1. Tita Tita

    Que Maravilla de RESUMEN DEL AÑO!! Pero
    muy difícil de Aceptar especialmente por la INVERTIDUMBRE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *